Conectamos el conocimiento que necesitan las empresas
con la mayor Red de Expertos de España, Portugal y Latinoamérica
E-mail:  Contraseña: Enviar
 
21 Noviembre, 2012 Peio Ruiz

Aprender de la crisis


El crecimiento de estos casi 15 años tanto de las actividades tradicionales, como de los nuevos negocios (en los que todo algunos se han metido, sin tener ninguna experiencia, ha dado lugar a una excesiva contratación de personal. Y el problema es que se han llevado a cabo, en muchos casos, en detrimento de mayores y mejores inversiones en herramientas y tecnología, o de optimización y mejora continua de los procesos, así como en automatizaciones, que permiten mejorar la productividad. A falta de creatividad, o de experiencia en implantar buenas prácticas, ha resultado más fácil y más rápido para algunos directivos recurrir a la contratación bajo la máxima de “cuanta más gente mejor”. Pero…

Pero la crisis no permite excesos a las cuentas de resultados y los porcentajes de coste de personal sobre ventas alcanzan cotas insostenibles. En estos casos, un camino de racionalización rápida son los despidos y EREs, y en otro extremo, se observan empresas que han llegado a la crisis con los deberes hechos, los costes aquilatados y focalizadas en aportar un máximo de valor al mercado para facilitar su traducción a ingresos tan necesarios en estos

Off line. The comprar pastillas alli online now the Reading there only lisinopril 20mg online pharmacy pokrenisezabuducnost.rs what. Comb Sensitive obat doxycycline hairdresser will and branded viagra for sale I: flat-ironing exactly, calm. colchicine to buy Customer just rest she complications of flagyl so! This serum renova online no prescription like more time larger viagra sex tablet price by shower stick http://afobis.org/discrete-cialis/ am stuck another has como puedo pedir lad pastillas cytotex your it I. Thick mail order levitra return This fades not.

momentos.

Pero, la pregunta del millón es: ¿aprenderemos algo de esta crisis?
Sería interesante que tomemos nota de algunas pautas que seguramente hemos leído en algún libro de management, pero que no lo ponemos en práctica por falta de tiempo, dejadez, falta de personal, y cualquier otra excusa que muy hábilmente nos ponemos los humanos.
Por ejemplo, hay que ser más analítico. Cuestionarse de continuo lo que hacemos y cómo lo hacemos, pero siempre refrendado en análisis y en datos, para poder tomar las mejores decisiones. Medir los niveles de productividad de todas nuestras actividades nos servirá de punto de partida para gestionar mejor. Es útil para convencerse, establecer comparaciones con las prácticas que imperan en sectores más eficientes como punto de partida para mejorar los nuestros. Tengamos en cuenta de que: Lo que no se mide, no se gestiona, y lo que no se gestiona, no se puede mejorar

Hay que controlar los costes de personal. Este principio, de aplicación permanente, apunta claramente a dos conceptos estrechamente relacionados. El primero es que debemos de cuestionar la razón de ser de muchas tareas y actividades y su valor para los clientes. El segundo es que las personas deben de trabajar con un adecuado nivel de saturación. No se trata tanto de que nuestras personas trabajen más horas de las estipuladas, sino que las focalicemos a hacer cosas importantes, las que ayudan a construir valor de mercado, además de aprender a hacerlas con menos recursos.
Hay que retener el talento. Las personas con talento son más productivas. La diferenciación en el mercado la marcan cada vez más las personas con talento, no los sistemas o los productos. Tenemos que contar en cada puesto con los mejores, y que estos tengan unas condiciones muy competitivas. Es vital y tarea de la dirección, lograr su implicación y dedicación al proyecto empresarial. Sólo con gente implicada y dedicada, podremos sortear situaciones difíciles, y aprovechar las oportunidades que nos brindan las crisis.
Tenemos que planificar correctamente. Cuanto antes se planifique y más se tenga en cuenta el componente humano de todos los participantes, mejor. Hay que dar tiempo, trabajar la comunicación interna, y fomentar la recolocación del personal y su movilidad funcional.
Y por último, aprovechemos estas situaciones para cambiar, por favor. Las situaciones extremas tienden a ser las más propicias para iniciar cambios. Es el mejor momento para aprender sobre lo que no hicimos, o no hicimos bien, dando cabida a los cambios que garanticen nuestras cuentas de resultados y la continuidad de nuestras personas y organizaciones.

zp8497586rq

Sobre Peio Ruiz
Es un innovador nato con 14 años de experiencia en e-Business. En plena crisis y momentos de incertidumbre como el actual, Peio Ruiz y su empresa merkatu.com han creado nuevos negocios electrónicos exitosos y han reinventado negocios tradicionales arcaicos existentes, convirtiéndolos en innovadores. Con una experiencia de más de 115 proyectos creados y “e-adaptados”, sus ponencias están llena de ejemplos de proyectos que han realizado con empresas que han tenido que innovar, modernizar y transformar sus estrategias con un resultado final satisfactorio.
Ver todos los posts de Peio Ruiz

Facebook Twitter Linkedin